Silvana Baldovino (Foto: Ideeleradio)
Silvana Baldovino (Foto: Ideeleradio)

Falta más fuerza

Ideeleradio.- Es necesario que el Estado fortalezca y le asigne presupuesto al Mecanismo Intersectorial para la Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos, con el fin de que se actúe con más rapidez en la defensa de los líderes indígenas que están resguardando el territorio, dijo Silvana Baldovino, directora del Programa de Biodiversidad y Pueblos Indígenas de la Sociedad Peruana de Derecho Ambiental (SPDA).

“Si bien el mecanismo [intersectorial] ha cumplido una función fuerte, todavía le faltan herramientas, le falta más fuerza. Es una herramienta que fue innovadora en su momento, pero que necesita seguir teniendo más garras”, manifestó en diálogo con Ideeleradio, en el marco de la campaña “Sin derechos no hay democracia, sin democracia no hay derechos”.

“[Al mecanismo intersectorial] le faltan temas financieros que permita que se realicen extracciones rápidas, que permita que el Ministerio del Interior, la Policía actúen con rapidez para proteger a los defensores. Esto todavía es bastante débil y necesitamos que se actúe con más rapidez”, enfatizó.

Generar institucionalidad

Subrayó, asimismo, que se debe generar institucionalidad para proteger a los líderes de los pueblos indígenas. Recordó el caso del apu Quinto Inuma Alvarado (San Martín), quien fue asesinado en noviembre del 2023.

“Por ejemplo, Quinto [Inuma] fue el primer defensor indígena fallecido con el mecanismo activado y todavía necesitamos seguir trabajando. Hay mucha gente en riesgo, muchos líderes indígenas que no activan el mecanismo y que tienen la vida pendiendo de un hilo por defender los territorios indígenas”, refirió.

“Hay muchos territorios indígenas que todavía no cuentan con la protección debida. Entonces, hay mucho trabajo que realizar en la defensa de los derechos de los líderes y mucha institucionalidad por generar en estos momentos”, añadió.

Herramientas de protección

Indicó que la vida de los defensores ambientales está en riesgo por el avance de la minería ilegal, la tala ilegal y el narcotráfico. Recalcó, en ese sentido, que es necesaria la presencia del Estado y la generación de herramientas de protección.

“Durante los últimos años las actividades ilegales en nuestro país se han incrementado fuertemente. La ilegalidad se ve a través de la minería, la tala, la coca, y esto ha puesto en riesgo cada vez más la vida de los defensores ambientales, con énfasis en los defensores ambientales indígenas. La impunidad está cada vez más presente y la corrupción también. Esto hace que cada vez veamos más defensores ambientales asesinados”, mencionó.

“Se han generado una serie de herramientas desde el Ministerio de Justicia, como, por ejemplo, el mecanismo [intersectorial]. Lamentablemente no hemos ratificado el Acuerdo de Escazú. El mecanismo ha tratado de proteger a los defensores ambientales como una herramienta alternativa, pero todavía nos falta mucho por generar”, precisó.

Señaló que lo que se necesita es generar las bases para tener una legislación fuerte y sostenida que proteja a los defensores ambientales a nivel nacional, con una estrategia que permita tener las suficientes herramientas para la protección y ejercicio de sus derechos.

Más en Ideeleradio