Por: Red Ama LLulla

En una entrevista televisiva, Elías Varas, parlamentario de Perú Libre, fue consultado sobre el pedido del voto de confianza del Ejecutivo. En ese contexto, exhortó a sus colegas a que se enfoquen en su rol fiscalizador, el cual estaría descuidado, según argumentó. Para sustentar su postura, dio el siguiente dato: “Hay 1.318 obras paralizadas en Áncash”. Luego de revisar la información oficial al respecto, Ama Llulla concluye que esto es falso. 

El portal que registra las obras paralizadas se denomina Infobras y se encuentra a cargo de la Contraloría General de la República. De acuerdo a una consulta realizada al 9 de marzo del 2022, existen 133 proyectos que se encuentran suspendidos en la región de Áncash, cifra muy lejana a la afirmada por el parlamentario Varas. 

Es importante precisar que la paralización de una obra quiere decir que se detiene un proceso de construcción debido a diversos motivos, como procesos arbitrales, por dificultades medioambientales, falta de presupuesto u otros. 

Ahora bien, respecto a Áncash, región que representa el parlamentario Varas, la mayor cantidad de esas obras corresponden a entidades estatales como el Gobierno Regional de Áncash (32), la Municipalidad distrital de San Marcos-Huari (22), la Subregión El Pacífico (10) —organismo público desconcentrado del gobierno regional de Áncash—, el Programa Subsectorial de Irrigaciones (8) — entidad a cargo del subsector de riego a nivel nacional— y la Municipalidad Distrital de Nuevo Chimbote (5). 

En general, las obras más costosas que se encuentran paralizadas en Áncash son las siguientes:

Cabe señalar que, según el monto de inversión de las obras que se encuentran paralizadas, la entidad que lidera estas cifras es el Proyecto Especial de Infraestructura de Transporte Nacional (Provias Nacional). Este organismo adscrito al Ministerio de Transportes (MTC) es responsable de dos obras paralizadas que representan un total de S/ 26’872.000. Dichas obras son el mejoramiento de la carretera Chuquicara – Puente Quiroz – Tauca – Cabana – Huandoval – Pallasca, por más de S/ 227.3 millones, y la construcción de puentes por reemplazo en Áncash/Junín – Obra N°01, por S/ 33 millones. 

La segunda entidad encargada de las obras paralizadas más costosas de Áncash es el mismo gobierno regional, con un monto de S/ 147’ 498.000. 


En tercer lugar está la Municipalidad Distrital de San Marcos, ubicada en la provincia de Huari, que tiene obras paralizadas cuya inversión asciende en total a S/ 138’116.000. 

Luego le sigue el Programa Subsectorial de Irrigaciones, con S/ 77’596.000 en obras paralizadas, y la Sub región Pacífico, con casi S/ 76 millones. 

Consultada para esta verificación, la economista Karla Gaviño, especializada en gestión de inversión pública e infraestructura y docente de la Universidad del Pacífico, explicó que las obras paralizadas son resultado de las normas de contratación del Estado, debido a que se prioriza las propuestas con menor precio por encima de aquellas con mayor calidad. 

“Desde hace varios años, la Contraloría nos viene alertando de obras que se encuentran paralizadas, muchas ya con un gasto financiero, pero que la ejecución no avanza. La cifra más reciente que ha dado el contralor es 2.300 obras que permanecen paralizadas dentro del país, y el gran grueso de ellas está dentro de las municipalidades”, comentó. 

Gaviño agregó que las principales razones por las que se paralizan las obras, de acuerdo a los informes de Contraloría, son las controversias de laudos arbitrales o las medidas cautelares que se imponen para suspender el proceso, además de una serie de razones técnicas que tienen que ver con las deficiencias en la calidad de los estudios de inversión y los expedientes técnicos. 

Respecto a la afirmación del parlamentario Varas, la economista dijo que tampoco se correlaciona con la información dada más recientemente por la Contraloría de la República. “El contralor dice que hay más obras paralizadas en Cusco, Puno, Lima, Cajamarca y Apurímac, no mencionó propiamente a Áncash. Habría que ver que está entendiendo el congresista por obras paralizadas”, apuntó. 

En efecto, en enero del 2022, el contralor Nelson Shack anunció que, de un total de 2.369 obras paralizadas, 1.714 se encontraban a cargo de gobiernos locales, lo cual representaba el 72% del total. Por entonces, la Contraloría anunció que Cusco era la región con más obras paralizadas, 490. Esta cifra representa menos de la mitad de la cifra compartida por el congresista con relación a Áncash.

De acuerdo a una revisión de Ama Llulla, a la fecha existen 3.016 obras paralizadas a nivel nacional y Cusco sigue siendo la región con más obras paralizadas (603). Le siguen Puno (320), Lima (202), Cajamarca (187) y Ayacucho (154). 

Ama Llulla se contactó con el despacho del congresista Varas para solicitarle precisiones sobre su afirmación. Si bien su equipo de prensa recibió la consulta, hasta el cierre de esta edición, no hubo respuesta. 

En función a lo expuesto, Ama Llulla concluye que la afirmación del parlamentario Elías Varas, del partido Perú Libre, respecto a que existen 1.318 obras paralizadas en Áncash, es falsa.