Juan de la Puente - Ideeleradio
Juan de la Puente - Ideeleradio

 

No es una pugna ideológica

Ideeleradio.- El tema es mucho más complejo y me parece que hay una profunda crisis dentro del Ministerio Público, afirmó el politólogo Juan de la Puente, tras considerar que hay un ánimo optimista respecto a la recomposición de la Junta de Fiscales Supremos y la designación del nuevo titular de dicha entidad.

Fue al referirse a la suspensión de Patricia Benavides por parte de la Junta Nacional de Justicia (JNJ), la juramentación de Juan Carlos Villena como fiscal de la nación, y al hecho de que cierto sector de analistas considere que hay una pugna interna.

“No creo que haya una pugna ideológica en el Ministerio Público, porque si hubiese una pugna ideológica podríamos decir pues que hay dos o tres grandes sectores estructurados de arriba hacia abajo. Yo creo que es mucho más complejo el asunto. Me parece que hay una profunda crisis”, manifestó en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

De la Puente Mejía consideró, en ese sentido, que la versión que señala que hay una pelea entre fiscales “caviares” y “no caviares” es una manera de caricaturizar y simplificar el problema, sin entrar a los temas de fondo.

“En ningún caso me parece que hay una especie de pugna entre fiscales caviares y no caviares, porque es una manera de caricaturizar un asunto muchísimo más complejo que tiene que ver con la seguridad jurídica del país, con la seguridad de los casos, con el acceso a la justicia”, aseveró.

“En general, yo me opongo a esa idea decir que acá dos sectores encontrados por razones ideológicos y esa especie de alfombra cubre un asunto muchísimo más complejo que tiene que ver con provisionalidad, con financiamiento, con acceso con dificultad orden personal, con cómo captas al talento humano, etcétera, Yo creo que esa manera de simplificar es muy peligrosa porque no conduce a resolver el tema de fondo”, advirtió.

Es más complejo

El politólogo sostuvo que se podría decir que “vamos con un ánimo optimista” respecto a lo que ha pasado en los últimos días en la Fiscalía, pero subrayó que el “asunto es más complejo”. Indicó que hay una necesidad de refundar el sistema de justicia.

“Esto es importante, porque decir [que] cayó Benavides, qué viva Villena o qué viva Pablo Sánchez, ¿ahí se resuelve el asunto? Yo creo que el asunto es mucho más complejo, porque, al fin y al cabo, ¿quién designó a Benavides? Lo que voy a decir quizás sea impopular, pero quien designó a Benavides es la Junta. Yo diría incluso la Junta yo no sé si es parte de la solución, quizás más es parte del problema en este momento”, señaló.

“Yo diría que si nos ponemos en un plan de mirar las cosas de fondo este desenlace de los últimos días en el Ministerio Público es un desenlace importante, pero no garantiza esta necesidad de refundar, porque junto a esta necesidad de refundar está que pasa también con el Poder Judicial, porque yo creo que el tema de administración de justicia es mucho más complejo”, apuntó.

Está en crisis

Juan de la Puente, también abogado y periodista, remarcó que el Ministerio Público, en su conjunto, está en crisis, incluyendo la Junta de Fiscales Supremos, órgano máximo de gobierno de dicha entidad.

“Habría que considerar que el modelo de Ministerio Público que nosotros tenemos le otorga una altísima cuota de autonomía al cuerpo llamado Junta de Fiscales Supremos y por razones constitucionales una altísima también inamovilidad de los fiscales designados y una forma de autogobierno muy importante de las fiscalías provinciales que tienen, además, su fiscal decano”, declaró.

“Eso me parece que en conjunto está en crisis, en su conjunto. Y no creo que haya una pugna, sino yo diría más bien una enorme fragmentación y lo que habría que reponer, me parece en una discusión mucho más profunda, es el tema de los mandatos del Ministerio Público. Hay gente, por ejemplo, que cree de que el nivel de especialización al que se ha llegado en el Ministerio Público no ayuda y que el Ministerio Público funcionaba mejor cuando un fiscal veía varios tipos de casos. No sé. Hay otra gente que cree que el Ministerio Público no debería investigar y que debería esto regresar a la Policía”, añadió.

Se ha desfondado

El politólogo opinó que el Ministerio Público ha sido objeto en las últimas semanas de lo que se podría denominar “una implosión”, en el sentido de que se ha desfondado, se ha producido un quiebre por dentro sin que haya existido una colisión externa.

“Creo que mucho tiene que ver con el hecho de que han madurado un conjunto de condiciones procesales, de investigación, que ponen sobre la mesa lo que se intuía, que es el uso político del más alto nivel del Ministerio Público para propósitos que no son, que no están relacionados directamente con el mandato constitucional de la Fiscalía, que, como sabemos, dentro de muchas funciones tiene dos: la representación de la legalidad, el mandato de la legalidad y la representación de la sociedad. Ninguna de las dos cosas evidentemente fue observadas y cumplidas”, explicó.

“Esa implosión, me parece, ha tenido hasta ahora un curso positivo, porque la decisión de la Junta de suspender a la fiscal Benavides y los procesos posteriores, que es la reincorporación de la fiscal Espinoza, la designación de un fiscal y, luego, la consolidación del fiscal Villena permite avizorar la posibilidad —yo no sé si se concretará o no— de iniciar un proceso de refundación, de reposición de los cánones clásicos de una fiscalía de un país como el nuestro”, acotó.

El Congreso y el TC

Finalmente, estimó que el Congreso y el Tribunal Constitucional también “han entrado a esta suerte de implosión” por un conjunto complejo de circunstancias que se vienen registrando al interior de dichas instituciones.

“Y nos remite esta implosión a un conjunto más complejo de circunstancias, porque tengo la impresión de que, por lo menos, otros dos organismos de altísimo nivel constitucional, como es el Congreso y el Tribunal Constitucional, también han entrado a esta suerte de implosión”, aseveró.

“No se nota quizás también este fenómeno en el Ejecutivo, porque cuando le va mal al Congreso como que el Gobierno respira un poco porque aparece como que el Congreso es mucho más despreciado, pero yo diría un conjunto de instituciones del Perú, con un valor muy importante para la convivencia, el bienestar, la democracia, han entrado a esta fase de implosión”, concluyó.

Más en Ideeleradio

Ver video