Hernan Núñez - Ideeleradio
Hernan Núñez - Ideeleradio

Ideeleradio.- El hecho de la Municipalidad de Lima esté financiando la defensa de Giselle Zegarra confirma que las gestiones en torno a la cancelación del proyecto Río Verde se hicieron por encargo de Luis Castañeda, y es por eso que la Fiscalía ha levantado el secreto de las comunicaciones del burgomaestre, afirmó el regidor de Lima, Hernán Núñez.

Fue al comentar la información que señala que la gestión de Luis Castañeda Lossio destinó S/72 mil de fondos públicos para la contratación de un abogado que defienda a Giselle Zegarra, exfuncionaria del municipio acusada de supuestamente haber impedido que se concrete el proyecto Río Verde, cuando el líder de Solidaridad Nacional aún no asumía funciones.

“[¿Cree que el hecho de que le paguen la defensa a Zegarra confirma que las gestiones las hizo por encargo de Castañeda?] Yo creo que sí, y entiendo que Fiscalía lo ha entendido en tal sentido, que ha ordenado el levantamiento del secreto de comunicaciones de Castañeda, porque es evidente que hay una ligazón entre Giselle Zegarra y el entonces alcalde electo, que no se encontraba todavía en funciones”, indicó en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

“Además, la misma Giselle Zegarra señala claramente en todas las declaraciones [que se han] públicas que ha dado que ella actúa por encargo de Lucho. Entonces, hay una vinculación ahí, que la Fiscalía lo ha cogido para levantar el secreto de las comunicaciones”, comentó.

El regidor dijo que resulta curioso que cuando sale a la luz la investigación sobre las conversaciones entre la exfuncionaria, y el entonces presidente de la constructora brasileña OAS, Léo Pinheiro, sean los mismos representantes de la Municipalidad de Lima que señalen que se trataba de un tema entre privados.

“¿Cómo si este es un tema entre privados resulta que con dinero público se le paga la defensa? Entonces, ahí hay una contradicción y creo que en la práctica es aceptar tácitamente que no era un tema entre privados, sino que claramente que esas conversaciones afectaron decisiones de gobierno”, indicó.

El regidor dijo que se tiene que recordar que las conversaciones que se sostuvieron entre la exfuncionaria y el representante de OAS se realizaron cuando Susana Villarán aún era alcaldesa en funciones, y que es en ese periodo que se decide no firmar el contrato para el inicio de obras de Río Verde.

“Después esos recursos [para Río Verde] se destinan al bypass de 28 de julio, que si bien inicia su construcción el  2011, cuando Castañeda era alcalde, el 2014 se comienza a hacer algunos de los estudios preliminares del bypass”, comentó.

“Entonces, ahí la pregunta es si el 2014 esta empresa comienza a hacer los estudios preliminares de esta obra, ¿quién se la encargó? Definitivamente no fue la gestión de Susana Villarán. Allá hay cosas que debe explicar el alcalde Castañeda”, cuestionó.

Comments

comments