Excede el caso de la mafia del Callao

Ideeleradio.- Las investigaciones vinculadas a los magistrados cuestionados que integran la Junta de Fiscales Supremos debe desengancharse del caso de Los Cuellos Blancos del Puerto, porque es mucho más en relación al paquete de interferencias que se pueden atribuir a los denunciados, sostuvo el exprocurador César Azabache.

“Yo empiezo a creer que ya es momento de desenganchar el caso de los fiscales supremos del caso de Los Cuellos Blancos. Eso, porque me parece que el paquete de interferencias que se pueden atribuir a los fiscales que están siendo denunciados excede el caso de la mafia del Callao. […] Dejemos de tratar el caso de los fiscales supremos como si solo fuera parte de los Cuellos Blancos, creo que es más”, anotó en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

“Creo que es más, porque la Junta de Fiscales Supremos ahora está atravesada por un escenario de litigio, es decir, no están gobernando el Ministerio Público, sino están defendiéndose dentro de la Junta y esa es una subjetivación muy semejante a la que produjo el cierre del Congreso”, sostuvo.

La defensa personal

El exprocurador dijo que lo que está ocurriendo en el Ministerio Público es que un grupo de sus representantes que integran la Junta de Fiscales Supremos está orientado más a la defensa personal, pues están siendo investigados.

“Una de las entidades más importantes del sistema de persecución penal está ahora atravesada por la defensa personal de un grupo de sus representantes, de la mayoría que están siendo investigados. Eso no puede seguir, ese cruce que el cruce de funciones públicas y el ejercicio de defensas privadas produce el estallido de la entidad que incurre en él”, indicó.

Recordó que una de las razones por la cual fue cerrado el Parlamento anterior fue porque se confundió la posición de sus representantes, al ejercer un suerte de defensa de la lideresa de Fuerza Popular, Keiko Fujimori.

“Una de las razones por el cual fue cerrado [el Parlamento] fue porque su mayoría confundió su posición de representantes con su intención de ejercer una suerte de defensa —podemos decir de interferencia también— sobre el caso de la señora Fujimori, tenga o no tenga razón en su defensa, el Congreso no fue elegido para defenderla. Aquí pasa más o menos lo mismo”, expresó.

A punto de estallar

Azabache Caracciolo dijo, además, que la Junta de Fiscales Supremos está en un punto que podría estallar en cualquier momento, pero no por la intervención del Congreso, sino por la Junta Nacional de Justicia y por el informe del fiscal Pablo Sánchez.

“A este paso la Junta de Fiscales Supremos va a estallar, la pregunta es si va a estallar por una intervención del Congreso, eso no lo creo, porque no hay un Congreso sólido en la percepción de lo que está ocurriendo allí. O va a estallar por una intervención de la Junta Nacional de Justicia y eso me parece mucho más probable. Este ya no es un caso de los Cuellos Blancos, sino de interferencias sistemáticas y además un caso de gobierno de una entidad institucional que sostenemos con el presupuesto de la República, que es una pieza fundamental […]”, aseveró.

“Acá estamos hablando de decisiones de Estado, y creo que el escenario más importante va a ser de la Junta y el documento que va a gatillar todos este desenganche va a ser el informe del fiscal Pablo Sánchez”, apuntó.

Más en Ideeleradio


Ver video

Comments

comments