Alberto Quintanilla - Ideeleradio
Alberto Quintanilla - Ideeleradio

 

Un sistema centralista

Ideeleradio.- La falta de democracia en Fuerza Popular es el principal motivo por el que dicho partido se está fraccionando, aseguró el congresista de Nuevo Perú, Alberto Quintanilla.

“Yo creo que el problema central que está llevando al fraccionamiento de Fuerza Popular es la democracia en su funcionamiento, que también forma parte de un sistema centralista y autoritario de los partidos políticos”, dijo en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

Quintanilla Chacón citó como ejemplo los roles protagónicos que ocupaban los asesores Pier Figari y Ana Herz Garfias de Vega, exmiembros del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) de Fuerza Popular, quienes fueron criticados por el sector disidente que encabeza Kenji Fujimori.

“Yo creo que eso [la falta de democracia de Fuerza Popular] ha sido [lo que ha motivado el constante fraccionamiento de la bancada naranja] porque, por ejemplo, [si preguntamos] a la opinión pública quienes son miembros del Comité Directivo Nacional de Fuerza Popular, van a decir [Pier] Figari y Ana Vega, [ellos] son [actores] reducidos, pero no hay un evento colectivo, y eso es parte de un diseño”, anotó.

Se hubiera evaluado

En otro momento, el parlamentario dijo que si la lideresa de Fuerza Popular, Keiko Fujimori, hubiera sido presidenta, igual se tendría que evaluar su proceder si existiera un cuestionamiento que fundamente una eventual vacancia por incapacidad moral.

“[¿Si Keiko hubiera ganado la elección y se descubre que recibió dinero de Odebrecht sería vacada por incapacidad moral?] Bueno, eso sería un hecho que tendría que explicar y ver ahí si hay la comisión de un delito o si hay un elemento para la incapacidad moral”, declaró.

“[¿No la incapacita moralmente que Keiko Fujimori haya respaldado a Jaime Yoshiyama y Augusto Bedoya?] El problema ahí, es que hay que ver cuáles son las instancias que existen en el momento dado y que son las encargadas de tomar las decisiones”, manifestó.

Al ser consultado por la conducta de algunos parlamentarios, Quintanilla Chacón señaló que la Constitución no estipula la figura de incapacidad moral para los legisladores.

“Es cierto uno puede cuestionar la moralidad de muchos congresistas, pero eso no está estipulado en la Constitución, porque si no, no habría la posibilidad de tomar una decisión”, precisó.

Como se recuerda, el ex representante de Odebrecht en el Perú Jorge Barata afirmó, durante el interrogatorio ante el fiscal José Domingo Pérez, que la constructora brasileña aportó US$1’200.000 a la campaña presidencial de Keiko Fujimori en el 2011.

En dicha audiencia detalló, por ejemplo, que le dio US$1’000.000 a Jaime Yoshiyama, entonces secretario general de Fuerza 2011, y a Augusto Bedoya Cámere, ex ministro de Transportes del régimen de Alberto Fujimori.

Más en Ideeleradio

Comments

comments