Fernando Olivera - Ideeleradio
Fernando Olivera - Ideeleradio

Cogobierno patrocinado por el mercantilismo

Ideeleradio.- Si el presidente de la República, Pedro Pablo Kuczysnki, se reúne con la lideresa de Fuerza Popular, Keiko Fujimori, se sincerará el cogobierno, el cual está patrocinado por el mercantilismo y los intereses de la corrupción, afirmó el líder del Frente Esperanza, Fernando Olivera.

Fue al comentar las declaraciones del alcalde de Lima, Luis Castañeda Lossio, quien consideró importante una reunión entre el mandatario y Fujimori Huguchi para superar el enfrentamiento por la moción de censura contra el ministro de Educación, Jaime Saavedra.

“[¿Cuál es su opinión de los que dicen que PPK debe buscar a Keiko y resolver sus problemas?] Bueno si es así, que sinceren el cogobierno abiertamente y no que estén en este cogobierno disfrazado, que está patrocinado por el mercantilismo y por los intereses de la corrupción”, dijo en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

El exministro dijo, en ese contexto, que la corrupción está intacta, y que pese a que se han formado muchas comisiones, el centro de la corrupción y la impunidad están en el Poder Judicial, la Fiscalía, el Consejo de la Magistratura, y el aparato de justicia está intacto.

“Por eso es que todo se compra y todo se vende, y mientras tanto está sucediendo una serie de normas y acuerdos poco transparentes. He visto, por ejemplo, hace poco que le han renovado la concesión a los aeropuertos, eso cuesta mucho y que yo sepa no ha habido licitación ni nada”, indicó.

Los intereses de Joaquín Ramírez son muy fuertes

El líder del Frente Esperanza sostuvo que la tensión que existe entre el presidente Pedro Pablo Kuczynski y la bancada de Fuerza Popular por la censura al ministro de Educación es solo aparente y que existe detrás intereses muy fuertes por parte del exsecretario de Fuerza Popular, Joaquín Ramírez.

“[¿Por qué el cortocircuito y esa tensión entre PPK y Fuerza Popular?] Porque tienen que guardar la finta y porque los intereses son muy fuertes, los de Joaquín Ramírez y la corrupción. Allá hay una serie de universidades que con la Ley Universitaria y con la reforma no pasan los estándares de calidad y no cumplen además de una serie de condiciones mínimas respecto a profesores principales”, señaló.

“Se evita además [con la reforma] que se estafe a nuestros jóvenes con títulos universitarios, que al final no les va a servir de nada porque reciben una mala formación y porque en el mercado laboral inclusive no valen nada. […] Sin embargo, esto mueve miles de millones de dólares, y se ha vuelto a la educación un negocio, una cuestión lucrativa que está en uno u otro lado”, argumentó.

Comments

comments